Entradas

Los edulcorantes sintéticos 180x180 - Los edulcorantes sintéticos

Los edulcorantes sintéticos

Existen cuatro tipos de principales de edulcorantes sintáticos. Todos, salvo los polioles, tienen la propiedad de carecer de poder energético alguno. No poseen ningún valor nutritivo.

1. Las sacarinas

Ha sido el edulcorante sintético más comercializado hasta la aparición del aspartamo. Son el más antiguo sustituto del azúcar. Fueron descubiertas en 1879. Algunas presentan la ventaja de ser muy estables en un medio ácido y de soportar temperaturas medias.

2. Los ciclamatos

Son mucho menos conocidos que las sacarinas, pese a que su descobrimiento data de 1937. Se sintetizan a partir del benceno, poseen un poder edulcorante inferior al de la sacarina y a veces se les achaca un regusto poco grato. Los ciclomatos presentan, sin embargo, la ventaja de ser completamente termoestables, es decir, que resisten las altas temperaturas. El más utilizado es el ciclamato de sodio, aunque también existe el de calcio y el del ácido ciclámico.

3. El aspartamo

Fue descubierto en 1965, en Chicago por James Schlatter, investigador de los Laboratorios Searle. El aspartamo es una asociación de dos aminoácidos naturales: el ácido aspártico y la fenilalanina.

4. Los polioles

Dentro de la gama de “falsos azúcares” han surgido también los polioles o edulcorantes de masa, que aportan el volumen complementario a la preparación de determiandos productos ya que los edulcorantes sólo endulzan a partir de algunos gramos de producto.